Article
0 comment

Let the Heroes Speak – Antarctic Explorers, de Michael H. Rosove

20141003_084408

Escribir sobre un libro acerca de la exploración antártica en horas en las que debería estar leyendo y releyendo sobre ese tema, es quizá la manera más irónica de procrastinar. Aún así, creo que vale la pena, cualquiera sea la razón, dedicarle a unas líneas a esta obra.

El libro no cayó en mis manos por casualidad. Ya lo conocía, y había leído algunos de sus capítulos en la biblioteca polar del Ocean Diamond, el barco en el que trabajé viajando a la Antártida la temporada pasada. En mis derroteros al sur conocí gente maravillosa, como Carol, quien trabajaba como historiadora a bordo y que cuando nos despedimos me regaló su ejemplar del libro de Rosove.

En las páginas de Let the Heroes Speak, el autor describe las expediciones más relevantes hacia el Continente Blanco, desde el año 1772 hasta 1922, año que muchos coinciden en identificar como el fin de la «Edad Heroica» de la exploración Antártica.

Rosove se explaya, claramente, sobre las diferentes incursiones hacia los mares helados del sur, y lo bueno es que siempre lo hace con rigor académico, citando a las fuentes de primera mano (los mismos exploradores dejaron escritos libros o diarios acerca de sus hazañas en latitudes australes).

En lo personal, es difícil ser imparcial en este tema (como en todos los temas que a uno le apasionan), pero creo que la obra de Rosove merece ser leída. No necesariamente por estudiosos o fanáticos de la Antártida, sino también por gente que disfruta de la aventura. En las historias reúnidas en este volumen hay un poco de todo: coraje, miedo, cobardía y, en casi todos los casos, una gran determinación. Sin esta última cualidad, los exploradores no hubiesen podido soportar las privaciones a las que se sometieron a la hora de esbozar el mapa del último de los continentes.

En fin, el libro es un preciso compendio de la exploración en el far south, y para aquellos que lo disfruten, como en mi caso particular, quizá funcione como guía hacia otras obras más específicas.

La única desventaja es que solo se lo encuentra en inglés. Sería bueno comenzar a pensar en una traducción al español en un futuro no muy lejano. Bien valdría la pena.

 

Leave a Reply

Required fields are marked *.